• En un entorno completamente rural y junto a una pequeña aldea de Buñol, Mijares cuyo nombre recibe por el río cercano que hay junto a ella y mediante a la cual se accede por una pista forestal-, se encuentran diversos coloridos, y espectaculares, campos de amapolas que os recordarán a esas imágenes típicas que circulan por internet de otros lugares del mundo. 

Puede que muchos no hayan escuchado en su vida el nombre de Casas de Mijares, también conocida como Aldea de Mijares o, simplemente, Mijares no confundir con Alto Mijares o el río Mijares de Castellón, pero lo cierto es que esta pequeña aldea, situada en el término municipal de Buñol, posee diversos encantos que la hacen digna de visita para todo aquel que quiera conocer parte de los grandes atractivos de la comarca de la Hoya de Buñol.

Y hablamos con conocimiento tras visitarla, ya que además de estar bañada en su extremo occidental por el Mijares, un pequeño afluente del río Magro -cuyo nacimiento discurre a escasos metros de la aldea-, el lugar posee una enorme belleza por estar enclavada en un entorno totalmente rural, perfecto para su disfrute y, en especial, para los amantes del senderismo.

La aldea está rodeada de huerta, bosque y, como no, diversos campos de amapolas, uno de ellos enorme, del tamaño de varios campos de fútbol (aunque el que más impresiona es uno que hay un extremo, por su espectacular colorido). Un espectáculo temporal para nuestra retina, teniendo en cuenta que florecen de principio a final de la primavera.

Además, podréis también visitar los exteriores de la Casa del Coronel, una preciosa construcción protegida que sirvió como escuela, y casa rural posteriormente, pero que ahora, por desgracia, está abandonada, así como también un horno moruno reconstruido que hay justo al lado del porche de la casa.

Los campos de amapolas silvestres de Mijares son un espectáculo para la retina por su enorme colorido. Una perfecta visita para aquellos que van en busca de una fotografía para enmarcar o pintar un bello cuadro en mitad de la naturaleza. 

Campos de amapolas en Mijares, una aldea de Buñol. Foto http://valenciabonita.es/

Campos de amapolas en Mijares, una aldea de Buñol. Foto http://valenciabonita.es/

Campos de amapolas en Mijares, una aldea de Buñol. Foto http://valenciabonita.es/

Campos de amapolas en Mijares, una aldea de Buñol. Foto http://valenciabonita.es/

Muy cerquita se encuentra el Área Recreativa de Las Moratillas, y Fuente Umbría, de los cuales hablaremos muy pronto, además del Paraje Natural Municipal de Tabarla, de Yátova, el cual posee una pequeña área recreativa, una excusa más para esta obligada visita a uno de los lugares más bonitos de la provincia de Valencia.

¿Cómo llegar hasta la aldea de Mijares?

La aldea no está señalizada en el GPS, por lo que para llegar hasta ella debéis introducir las coordenadas N39° 23.388′ W0° 57.820′ o seguir las siguientes instrucciones:

  • Desde Valencia, coger la autovía A-3 y tomar la salida número 322 en dirección Buñol. Después, continuar por la carretera CV-425 hasta llegar al desvío de la CV-429 en dirección a Yátova.
  • Dejamos Yátova, en dirección el Parque de Tabarla, y seguimos por carretera de montaña, por la misma CV-429 que conduce hasta Hortunas o La Portera, entre unos 15 y 18 kilómetros hasta llegar a una señal que nos indicará “Mijares, 1500”, justo antes de un puente que cruza el río Mijares y que, a su derecha, habrá un desvío que indica “Las Moratillas” y “Fuente Umbría”.  

Indicaciones en la CV-429 para tomar la salida correcta hasta Mijares

Indicaciones en la CV-429 para tomar la salida correcta hasta Mijares

  • Tomáis ese camino, que es una pista forestal, hasta llegar a otro cruce, del que tomaréis la derecha hasta, finalmente, llegar a un camino donde deberéis dejar el coche por estar cortado con unas cadenas. Justo ahí veréis las primeras casas de la aldea y podréis aparcar a vuestra izquierda. A partir de ahí, es caminar por todo el alrededor de Casas de Mijares para disfrutar de sus campos de amapolas y de todo lo que puede ofrecer este bello paraje al visitante.

 

 

 

 

Pin It on Pinterest